PROMOCIONES TURÍSTICAS EN INTERNET, Agencia de publicidad

Página web responsive: qué es y por qué necesitas una

Que tu negocio tenga una página web responsive o no puede significar una gran diferencia a la hora de llegar a tu público objetivo y mejorar el nivel de conversión de tu ecommerce. Si no sabes qué significa que una página web sea (o tenga un diseño) responsive, te lo explicamos y, además, te contamos porqué es importante.

Qué es una página web responsive

Puede sonar muy técnico pero, en realidad, el diseño responsive y sus ventajas son muy fáciles de entender. Una página web responsive es aquella cuyo diseño se adapta a todos los dispositivos. Esto quiere decir que, sea cual sea el dispositivo (móvil, tablet, ordenador, smart tv…) que tus clientes potenciales o reales usen para acceder a Internet, podrán ver tu página web perfectamente y tal como tú quieres que la vean.

Algo que parece tan obvio y tan necesario si no queremos perder posibles clientes y ventas por el camino, sin embargo, no es todo lo común ni está todo lo extendido que debería. Y es que es vital que, durante el proceso de compra (y durante el periodo previo de decisión), un posible comprador vea perfectamente cada uno de los elementos de nuestra web: fotografías, llamadas a la acción, colores, logo, imagen de marca, opiniones de otros compradores, pasarela de pago, etcétera.

Seguro que, si tenéis un establecimiento una tienda física, habéis cuidado hasta el más mínimo detalle en su diseño (colores, ubicación de cada elemento, trato del cliente, etc.). Pues igual de importante es que el diseño web esté perfectamente medido y enfocado a la consecución de nuestros objetivos. Y, para ello, un aliado fundamental es el diseño web responsive.

Por qué necesitas una página web responsive para tu empresa

Dicho lo anterior, parece obvio que una página web responsive no es un capricho, sino una necesidad. Y lo es más en el contexto actual de compraventa online en el que nos movemos actualmente, con una gran competencia entre empresas de diferentes lugares para servir a un mismo cliente ubicado en un punto concreto del mapa, y con una gran importancia de lo visual y una gran escasez de tiempo por parte de los usuarios.

Así las cosas, necesitamos captar la atención de los usuarios lo más rápido posible, provocarles emociones y transmitirles nuestros valores y nuestra imagen de marca lo más fielmente posible y de la forma más adecuada. Algo que será totalmente imposible si nuestra página web no se muestra correctamente más que en algunos dispositivos.

Tenemos que darnos cuenta de que no todos los clientes (reales y potenciales) usarán el mismo modo de acceso a Internet que nosotros. Algunos lo harán a través de un ordenador de sobremesa, otros a través de dispositivos móviles como las tablets o los móviles, que día a día van ganando terreno a los ordenadores. Cada uno de ellos, además, usará un navegador web diferente (Edge –el antiguo Internet Explorer-, Mozilla Firefox, Google Chrome, Opera, etcétera). Es imposible controlar todas las variables y adaptar un único diseño web a todas ellas sin una página web responsive.

Si la página web de tu empresa no es responsive, o si estás pensando en crear una (o en cambiar la existente) y estás tentado de aceptar el presupuesto más barato aunque no sea responsive, piénsatelo dos (o tres, o cuatro) veces. No tener una página web responsive para tu negocio puede salirte más caro de lo que puedes ahorrarte con un diseño web que no se adapte a todos los dispositivos.

diseño web, página web, responsive

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PROMOCIONES TURÍSTICAS EN INTERNET S.L.
Todos los derechos reservados.